Seguridad en montaña: síncope por calor

síncope calor

Las montañas son espacios para disfrutar y realizarnos, pero nunca debemos olvidar los riesgos que implican. Cada vez que iniciamos una ruta, debemos considerar que estamos alejados de núcleos urbanos y que las condiciones climáticas pueden ser adversas y variar muy rápido. La seguridad en montaña es primordial.

En la montaña, hay que considerar varios problemas derivados del entorno que pueden afectar nuestra salud. Entre ellos, se encuentra el síncope por calor. Con el aumento de las temperaturas y la llegada del verano debemos tener especial precaución.


Síncope por calor

Pérdida de conciencia debida al descenso de minerales y a la deshidratación que acompaña a la sudoración excesiva.

Prevención:

  • Hidratarse de forma abundante
  • Usar ropa adecuada
  • Prescindir de los colores oscuros
  • Cubrirse la cabeza
  • Evitar las horas más calurosas del día

Tratamiento inicial:

  • Reposo en lugar fresco en posición horizontal o con los pies elevados
  • Si la persona está consciente: administrar bebidas hipertónicas
  • HIDRATACIÓN
  • Refrigeración

La manta térmica se puede usar con el color plateado hacia arriba: para bajar la temperatura.

uso de la manta térmica en montaña síncope por calor hipotermia


El tratamiento inicial que podemos realizar, muchas veces se basa en aplicar el sentido común. Debemos ser rápidos y tener claro como reaccionar. Además, ante cualquiera de los casos, si la situación lo requiere, tendremos que avisar a los equipo de emergencia que se encargarán de completar el tratamiento.

 

 icon-arrow-circle-right Puedes leer más sobre seguridad en montaña en este enlace.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *